Monthly Archives

noviembre 2015

De Justino a Astraco: los parecidos razonables de personajes de la TV española con Pixar

Plagio. Imitación. Copia. Dicen que las ideas son más volátiles que nunca y que todo está inventado. Vivimos en un mundo donde la simple coincidencia se confunde, en muchas ocasiones, con inspiración. O viceversa.

Ayer, la Lotería Nacional estrenó su nuevo anuncio de El Gordo. Esta vez, en animación 3D. Dibujos animados para dificultar más la creación del meme y parodia de turno desde las redes sociales. Aunque ha dado igual. Incluso al ver el spot, rápidamente, muchos han gritado sobre el parecido más que razonable del protagonista de la historia, el entrañable Justino, con un viejo conocido, Carl Fredricksen, el abuelo de UP.

¿Coincidencia? ¿Inspiración? Más bien cánones del diseño actual, la animación 3D sigue unos cauces de expresividad muy marcados, en donde Pixar, con películas como UP, ha ido por delante e implantado una tendencia internacional de la que es complicado escapar en la búsqueda de conectar con la emoción del espectador.

Justino parece una versión joven de Carl. Porque Justino tiene los mismos rasgos emocionales de Carl: ese tío abuelo, con narizota y mirada de buena gente, que siempre nos da ganas de achuchar. Una apuesta segura, en definitiva.

No es la primera vez que nuestra televisión cuenta con un personaje que se parece más de la cuenta a un diseño de Pixar. El concurso de Cuatro 20P, presentado por Josep Lobató, estaba protagonizado por una mascota resabiada de nombre Pe. Los rasgos de este robot recordaban en demasía a EVA, la novia de Wall-e, obra maestra de Pixar. Nadie se quejó, no era un plagio. Pero Pé era indudablemente la hermana ortopédica de EVA. Y es que los directivos de nuestra televisión son muy de pedir “productos” que sigan la estela de fórmulas probadas de triunfo social internacional, que saben que están contrastadas y funcionan.

De hecho, en ese juego de los parecidos razonables, puede parecer también que hasta Pixar plagia creaciones españolas. Así da la sensación al ver a Buzz Lightyear de Toy Story que recuerda en demasía al autóctono Astraco, el mítico personaje de Los Mundos de Yupi de TVE -creado a finales de los ochenta-.

Los creadores de Pixar jamás vieron la serie de producción propia de Televisión Española y, sin embargo, crearon prácticamente un personaje clónico, Y es que la fantasía colectiva de seres imaginarios es más finita de lo que parece, pues los creadores de cine y televisión buscan personajes peculiares y, al mismo tiempo, empáticos.

Y la empatía se construye a través de esa expresividad de los sentimientos universales que se dibuja con rasgos clásicos muy establecidos. Así la estética de Pixar ha colonizado nuestra emoción, es global y crea escuela, sus personajes han encontrado los patrones para disimular las limitaciones de la animación 3D. Porque la animación 3D aún cuenta con limitaciones para plagiar las transparentes texturas de la realidad.

> 5 trucos clásicos de la Lotería Nacional para emocionar con su spot navideño (VÍDEOS)

> Naranjito plagió a Ruperta

> Lo que nunca enseñó ‘Los Mundos de Yupi’

@borjateran

EN CAPÍTULOS ANTERIORES…

4 anomalías de la TV en España que hemos terminado interiorizando como normales

Las 3 mentiras televisivas que ha derribado ‘Tu cara me suena’ en viernes

8 peculiaridades de los decorados televisivos cuando aún no hay pantallas de Led

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

 

Bertín Osborne superstar: el cantante otorga a El Hormiguero su récord histórico de espectadores

  • Pablo Motos logra con Osborne el mejor dato de los 10 años de historia de su programa.

Bertín Osborne superstar. El cantante y presentador ha otorgado el máximo histórico de espectadores a El Hormiguero. En total 4.172.000 televidentes siguieron el programa de Pablo Motos anoche, lo que se tradujo en un 20,4 por ciento de cuota (segunda mejor marca histórica del programa, tras Pablo Iglesias.

Cuando parecía que sus tiempos en el prime time de la televisión habían terminado, el regreso de Osborne al horario de máxima audiencia de TVE con En la tuya o en la mía ha vuelto a colocar al empresario en el mapa del infalible star system televisivo. Tanto es su éxito que alguna cadena privada ya se estaría plantenando robárselo a TVE.

Pero a Osborne le sorprende esta repercusión que ha despertado el éxito de su programa. “El noventa por ciento de mis programas han tenido buenas audiencias“, sentenciaba la pasada semana en una entrevista de Carlos Herrera en Cope. Parte de razón no le falta, su currículum lleva escrito formatos míticos como Contacto con tacto o La batalla de las estrellas en Telecinco y, sobre todo, grandes espectáculos de los viernes noches de Antena 3, como Lluvia de Estrellas o Trato Hecho. Pero también se ha marcado estrepitosos fracasos, como Scavengers. Un concurso, en formato supreproducción, que se grababa en el mayor plató de televisión de Europa en Londres y en el que Osborne llevaba un vestuario robótico que, por suerte, hemos olvidado.

Scavengers llegó antes de tiempo a nuestra televisión. Le faltaba esa esencia de show en directo, era como un videojuego que la audiencia no entendió. Pero Osborne parece que ha vuelto al prime time de 2015 para quedarse. De momento, ya ha renovado por 18 programas más en La tuya o en la mía. Y se ha confirmado: su personalidad conecta con el público, especialmente con los mayores de 50 años -la audiencia que más consume tele-.

Su campechaníasiempre ha sido su aliada. Porque, caerá mejor o peor, pero el éxito de Bertín es que no es parte del decorado del programa de turno: es un presentador que habla claro, se moja, se deja llevar, se pone serio cuando toca, sí, pero también bromea, juega e incluso mete la pata hasta el fondo. Y eso es una baza para congeniar con la audiencia: ser querible, identificable e imprevisible. Porque Bertín representa al cuñado español por experiencia en televisión.

> Las 7 razones del inesperado éxito del programa de Bertín Osborne

> Los 3 problemas a los que se enfrenta el programa de Bertín Osborne

@borjateran

Y ADEMÁS…

4 anomalías de la TV en España que hemos terminado interiorizando como normales

Las 3 mentiras televisivas que ha derribado ‘Tu cara me suena’ en viernes

4 programas de entrevistas para entender la TVE de los 80

8 peculiaridades de los decorados de la TV cuando aún no existían las pantallas de led (VÍDEOS)

5 trucos clásicos de la Lotería Nacional para emocionar con su spot navideño (o intentarlo)

Ya es un acontecimiento. Cada año, se espera con expectación el anuncio del sorteo extraordinario de la Lotería Nacional. Este año, el protagonista es un vigilante de una fábrica de maniquíes. Se llama Justino y es una animación en 3D.

Un spot que recuerda demasiado al mensaje de la historia del año pasado. Conservador, por tanto, en concepción. Porque ya sea entre maniquíes o en un bar de Antonio, parece que los señores publicistas que contrata Loterías y Apuestas del Estado, la agencia Leo Burnett, han reproducido 5 trucos clásicos para emocionarnos y hacernos creer en la suerte. La suerte del bombo millonario.

1. Personajes grises.

La monotonía. La vida en bucle, solitaria y repetitiva. La existencia gris de una buena persona con cierta mala suerte. Así nos dibuja la Lotería Nacional a su protagonista. Así el espectador se identifica con el personaje principal. Se merece el gordo. Nadie duda.

2. Banda sonora llorona.

Para incentivar esa emoción contagiosa, no sólo basta la historia con cierto tinte lacrimógeno: también es importante la música de fondo. Si es un pianito sensiblero, mucho mejor. Recalca cada movimiento e impulsa el bondadoso giro dramático. Infalible para activar el lagrimal.

3. La gente que cambia el mundo.

La solidaridad. La gente que está aunque no te lo esperas y te guarda un cupón porque quiere compartirlo contigo. El final feliz, vamos. Que te reconforta y que te anima a ir corriendo a comprar tu décimo porque sabes que probablemente en la realidad esto no te pase.

4. Copos de nieve.

Calles nevadas en un país en el que las ciudades rara vez tienen las calles nevadas. Pero los señores de la lotería, desde hace décadas, hacen que nieve en sus anuncios. Hasta la fábrica de maniquíes tiene nieve en el tejado. La culpa la tiene el cine, que nos ha hecho creer que sin nieve la Navidad es más fea y menos romanticona.

5. Nada de versiones de canciones.

Y, por supuesto, nada de canciones cantadas por celebrities heladas de frío. Nada. Esa lección ya ha sido aprendida por los gurús publicistas. En la época del chiste viral en la que estamos inmersos, mejor buscar la emoción de cuento -con mucho dorado- que intentar asombrar con personajes vips -con mucho dorado, también- interpretando impostados un tema ñoño. Entonces, nadie se sentirá identificado y la inevitable parodia desde las redes sociales no dará tregua, propiciando el mensaje contrario que busca el spot: la felicidad en formato de un mágico décimo de la Lotería Nacional.

@borjateran

Y ADEMÁS…

Los tres errores de las cadenas en las redes sociales

Cuatro: lo que aprendimos del mejor lanzamiento de una TV en España

4 anomalías de la TV en España que hemos terminado interiorizando como normales

Las 3 mentiras televisivas que ha derribado ‘Tu cara me suena’ en viernes

8 peculiaridades de los decorados televisivos cuando aún no hay pantallas de Led

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

Las 7 canciones infalibles para subir el share de un programa

¿Qué ingrediente falta a la televisión de hoy?

Los límites del espectáculo de la información en TV

La espectacularización de la información no es nada nuevo en televisión. La pequeña pantalla cae en esta trampa a diario. También cuando se trata en la cobertura de catástrofes o terribles atentados, como los que ha sufrido este viernes París.

Pero la televisión no debe olvidar su responsabilidad social y necesita saber marcar límites honestos. Límites que deben ser especialmente rotundos cuando se trata de informar.

Y ahí es donde empiezan a fallar, a veces, los engranajes de la televisión. La figura del tertuliano estrella se ha expandido por todo tipo de programas. Incluso en espacios que dicen ser informativos.

Este perfil de contertulio sirve para todo: lo mismo para hablar de la independencia de Cataluña, de los gajes de la campaña política o de las causas de un accidente de avión. Y siempre suele estar posicionado en una trinchera ideológica clara, que (para no despistar al espectador) se sitúa a izquierda o derecha.

De esta forma, el periodismo televisivo ha dado la sensación de que se había olvidado de una figura crucial a la hora de explicar una situación, sus contextos, causas y consecuencias: la figura del experto, que ha sido relegada de programas de máxima audiencia a favor de los contertulios más gritones, aquellos que abarcan cualquier tema con una increíble capacidad para generar titulares rimbombantes.

Una tendencia que también ha desvirtuando un detalle tan básico como la necesidad de contrastar la información que nos llega. Sobre todo en los magazines, shows nocturnos de debate y otros grandes ‘contenedores’ pegados a la actualidad. Su duración propicia que se cuelen informaciones incorrectas. No es sencillo rellenar cuatro horas de directo de contenidos. Tampoco ayuda esa velocidad en la que se trabaja para ser los primeros en dar la noticia, una trampa en la que es muy fácil caer.

Los magazines y las tertulias espectáculo son un hábitat perfecto para que se diluyan las fronteras entre opinión, artificio, maquillaje e información. Los titulares vuelan, las especulaciones crecen. Incluso Twitter se convierte en fidedigna fuente. Como pasó el viernes por la noche en la emisión del Canal 24 Horas.

Y esa tendencia es peligrosa: en el torbellino de datos y en la búsqueda de llegar al máximo número de espectadores, nadie debe olvidarse de su responsabilidad social incompatible con dar alas a las especulaciones.

Pero los nuevos tiempos, con su avidez por lo inmediato y lo viral, lo provocan. Y en este caos de tráfico de información tóxica es crucial la perspectiva de los profesionales del periodismo para encontrar el equilibrio más preciso entre el imprescindible rigor y la necesidad de atrapar al espectador con una historia bien divulgada a través de una mirada contrastada.

En este sentido, con expertos que aportan luz, con los protagonistas en primera persona y con datos verificados, Salvados o El Objetivo demuestran que es posible ser rigurosos utilizando la esencia del periodismo y las herramientas de las narrativas televisivas. De hecho, explorar los nuevos lenguajes televisivos es clave para fortalecer la información en televisión y hacerla más clara e interesante. Porque contar con límites éticos, esos límites que marcan la línea entre lo que tiene relevancia informativa y lo que simplemente es morbo barato que no aporta nada, no va en contra de la televisión. Al contrario, juega a favor de la credibilidad, confianza e interés del propio espectador.

Y ADEMÁS…

6 obstáculos que sufre diariamente un periodista de informativos

Los 7 parecidos razonables entre ‘Sálvame’ y ‘La Sexta Noche’

La gran mentira de TVE

La regeneración empezó en el periodismo de prime time 

Canal 14 Horas y 13 TV, únicos canales con cobertura en la noche de los atentados de París

NonStopPeople: debilidades y fortalezas del canal que quiere recuperar a los jóvenes en TV

Las nuevas generaciones ya no están enganchadas a la televisión. Salvo acontecimientos puntuales en la programación (talent shows, realities y series varias), crece la percepción de que los más jóvenes apagan la tele para conectar con el entretenimiento que encuentran en las redes. Aunque, en realidad, ha sido la propia televisión la que ha apartado a los jóvenes, dejando de diseñar contenidos por y para sus inquietudes.

Lejos quedan ya aquellos programas como Desesperado Club Social, Cuatrosfera o Ponte las pilas, que hablaban la jerga juvenil. Pero, desde este verano, existe un canal español, en Movistar+, que se ha instalado para intentar cambiar esa tendencia. Se llama NonStopPeople y está hecho (principalmente) por jóvenes. Una interesante inversión, con puntos fuertes en su concepción pero que, también, ha aterrizado con debilidades a la hora de lograr relevancia. Analizamos las fortalezas y los obstáculos a los que se enfrenta NonStopPeople.

DEBILIDADES

NonStopPeople ya existe en Francia con éxito. La reputada productora Banijay lo ha adaptado e implantado en nuestro país, centrando sus contenidos en estilos de vida a través de las celebrities. Primer problema: el canal bebe excesivamente de contenidos virales, de Internet, que cuando llegan a su emisión ya están, en muchos casos, multicompartidos en muros de Facebook y perfiles de Twitter. La audiencia del canal, por tanto, ya se sabe, en muchos casos, esos vídeos de memoria. Por eso, la emisora necesita más producción propia, más reportajes propios, más mirada propia.

Y esa mirada propia debe vertebrarse a través de sus jóvenes profesionales, sobradamente preparados y telegénicos. Aunque no siempre ser telegénico significa ser carismático y trasmitir. En ese sentido, otro de los obstáculos de NonStopPeople es que casi todos los rostros cuentan con una imagen demasiado homogénea. Son, por tanto, difíciles de diferenciar unos de otros por parte del espectador.

No ayuda el elegante vestuario que portan todos. No es fruto de la casualidad (en Francia también es así). Está muy estudiado, sí, pero falla. Para dar un toque más serio “de presentadores” a los conductores de los programas, van con traje. Estos looks están calculados como sello de la casa. Tal vez dan caché, pero así a la audiencia potencial le cuesta más empatizar con chicos y chicas ya de por sí luminosos, que resultarían más cercanos si no vistieran como en una gala de fin de año. Con una ropa más casual, sería más fácil identificarse con ellos desde casa. Incluso saldrían favorecidos y enamorarían más al personal. Porque la tele, en cierto sentido, consiste en enamorar.

Pero el formato fomenta que estos jóvenes periodistas parezcan más atados al cliché del presentador “serio, solvente y elegante” de una especie de CNN happy pero formal. Y esto es otro problema, pues no son presentadores de informativos al uso, con noticias trascendentales. Son jóvenes haciendo una tele con un concepto de programación antigua: ahí está el handicap, ya que los tiempos han cambiado y con ellos los lenguajes televisivos.

Hoy por hoy, ser joven y querer congeniar con los jóvenes significar ser canalla, ser travieso, ser cómplice, ser uno mismo, como hace (a su manera) la generación youtuber. Y ese es el camino que tiene que descubrir NonStopPeople (canalla, travieso, cómplice de verdad) para lograr una marca consistente en España. La telegenia es importante, pero el gran éxito de la comunicación está en el carisma que se irradia. La mayoría de los grandes presentadores de la historia de la televisión, aquellos que más se recuerdan, no lo han sido por resultar especialmente guapos ni por quedarse sonriendo a cámara con sonrisa de anuncio de dentífrico cuando dan paso a un vídeo (Jorge Javier Vázquez, Mercedes Milá, María Teresa Campos, Joaquín Prat, José María Íñigo…).

Y es que la tele es imprevisibilidad, y de eso NonStopPeople no andan sobrados. Tampoco ayuda realizar todos los programas en la misma escenografía monótona, aunque se cambien las tonalidades de las luces leds de fondo. Tener un mismo decorado para todo no es malo, porque puede ser una ventaja como seña de identidad del canal. Pero al menos se podría jugar con diferentes tiros de cámara y más variedad de sets (sofás, barra de bar…- en la versión francesa se cambia la mesa-) para que no parezca siempre el mismo programa repetido en bucle. Incluso se pueden realizar programas desde la calle. Sacar la tele fuera del plató siempre es un plus (reflejando looks urbanos de los peatones, artistas callejeros…).

Porque no pueden parecer todos los programas el mismo (de momento, hay cuatro claros: TheHub, Xtra, El Debate, GoodMorningPeople). No se diferencian con rotundidad los contenidos, y la parrilla puede parecer una reposición constante. Un lío que además se ha amplificado con bailes de presentadores y colaboradores de un espacio a otro (quizás para cubrir periodos de vacaciones) en estos primeros meses de vida, cuando aún no está afianzada la marca.

Y para afianzar esa marca, el canal sabe que ha sido concebido en la era de las redes sociales y las aprovecha, como las grandes protagonistas de la cadenas. Sin embargo, la emisora fomenta hashtags que son complicados y dan pereza de escribir desde el sofá de casa (#NSPElHub, #NSPXtra o palabros así). No favorecen el trending topic reconocible.

Y es que el problema principal de NonStopPeople es que es consciente de en qué era vive y cuenta con una plantilla de prometedores jóvenes pero, al mismo tiempo, ha nacido con una concepción de televisión temática por cable de finales de los años noventa, cuando ni existía Internet como ahora lo conocemos y nos influye.

FORTALEZAS

NonStopPeople está siendo una esperanzadora ventana para la promoción del talento. Ahí está su mayor baza. No sólo es escaparate para ese talento que ya ocupa horas y horas en los medios internacionales (sí, hablan mucho de Rihanna o Taylor Swift), sino que también se dedican a encontrar ese otro talento que es invisible en la radio, la prensa y la tele. Porque NonStopPeople invita a sus estudios a mucho arte alternativo que se cuece en nuestra sociedad. El canal abre hueco diario a la entrevista diferente y plural, dando voz a muchos artistas que no existen en las teles generalistas. Sólo necesitan transmitir más y mejor esta cita diaria y presentarla de una manera más atractiva y eficaz.

Como una revista de moda y tendencias, NonStopPeople es una marca interesante para anunciantes. Es la televisión de los jóvenes y tiene claro a qué jóvenes está dirigida. Un jugoso target para anunciantes, pues son potenciales consumidores de sus productos. Tenga más o menos audiencia, el canal cuenta con un segmentado perfil de público potencial muy concreto y jugoso.

Ahí estriba el porvenir de NonStopPeople: el valor de su marca y la capacidad de crear contenidos-acontecimiento que hagan relevante su sello para atraer a público también desde fuera de la plataforma de pago. Por eso necesitan estar presentes más allá de Movistar+, fortaleciendo por ejemplo sus redes sociales, que sean menos de autobombo y más interactivas, y sabiendo crear contenidos a medio camino entre la red y la tele. A través de YouTube, pueden conseguir que muchos jóvenes se enteren de que el canal existe.

Además. el canal cuenta con una sede icónica, accesible y reconocible para el espectador, en Gran Vía número 1, en el mítico edificio Grassy. Ahí se ubica el gran as en la manga de NonStopPeople: el talento de su redacción. Porque este canal va a ser una gran cantera de profesionales de los medios, a los que hay que permitirles brillar y ser naturales y creativos. Ya destaca una larga lista de ellos (Javier Torres, José Ángel Cuadrado, Mawi Durán, Conchi Gil, Natalia Sprenger, Esther Acebo, Eva Rojas, Alejandro Gómez, Aranzazu Santos, Álvaro Berro…). Incluso uno de sus rostros ya ha sido fichado para El Tiempo de Telecinco (Flora González).

Como en todo, al final, destacarán más aquellos que tienen más mirada propia y sienten menos respeto por el carácter encorsetado del propio canal. El trabajo, la energía y las ganas de estos jóvenes son el gancho más tangible de NonStopPeople, un canal que para ser más relevante sólo necesita dar más presencia a sus rostros (se pueden crear hasta tramas, vínculos y running gags de continuidad con la relaciones entre ellos) y, sobre todo, atreverse a ir por delante de los tópicos establecidos en la televisión. O, al menos, que lo parezca.

@borjateran

Y ADEMÁS…

Los tres errores de las cadenas en las redes sociales

Cuatro: lo que aprendimos del mejor lanzamiento de una TV en España

4 anomalías de la TV en España que hemos terminado interiorizando como normales

Las 3 mentiras televisivas que ha derribado ‘Tu cara me suena’ en viernes

8 peculiaridades de los decorados televisivos cuando aún no hay pantallas de Led

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

Las 7 canciones infalibles para subir el share de un programa

 

Canal 24 Horas y 13 TV, únicos canales de referencia informativa en la noche de los atentados de París

Canal 24 Horas y 13 TV han sido los canales nacionales que han realizado la mayor cobertura sobre los trágicos atentados en París en la pasada noche, lo que ha generado un debate en las redes sociales sobre por qué las grandes cadenas no han modificado su programación habitual ante un hecho informativo de tal calado.

Sólo La 1 y Antena 3 paralizaron su parrilla para emitir un avance informativo, La 1 proyectaba cine, Antena 3 su show Tu cara me suena. Después, la programación continuó sin cambios.

En cambio, Telecinco no conectó con sus informativos, a pesar de que en esta cadena estaba en emisión el único programa en directo de la noche, Sálvame Deluxe, que mantuvo sus contenidos previstos sin variaciones. Tampoco Cuatro, ni La Sexta, con espacios enlatados (Hermano Mayor y Equipo de Investigación).

¿Debía haber modificado su parrilla La 1 de TVE? La primera cadena podía hacerlo  y realizar ese servicio público que estaba demandando una parte importante de la audiencia. Si bien, el viejo ‘ente’ cuenta con el Canal 24 Horas, que realizó su función. Por tanto, no tenía demasiado sentido duplicar la señal simultáneamente en dos canales. Los espectadores de la primera cadena ya habían sido informados de que 24H estaba cubriendo lo sucedido. Si querían estar informados, sólo debían cambiar de canal.

El resto de cadenas privadas, por su parte, eligen jerarquizar sus prioridades entendiendo la identidad del canal y los intereses de sus públicos objetivos. En ese escenario, La Sexta fue la gran ausente de la noche, pues su línea editorial sí se ha postulado como referente de la información en directo.

Sin embargo, los atentados de París se han producido en un viernes noche, donde sólo TVE y autonómicas, como televisiones públicas, cuentan con la capacidad y medios técnicos para realizar un despliegue de alcance ante cualquier acontecimiento informativo. Sus canales información 24 horas siempre están abiertos. En cambio, anoche, las privadas no estaban listas, el fin de semana arrancaba y las redacciones ya estaban a medio gas.

Y ADEMÁS…

6 obstáculos que sufre diariamente un periodista de informativos

La gran mentira de TVE

La regeneración empezó en el periodismo de prime time 

Aprende idiomas con Falete (VÍDEO KARAOKE)

Folclórico y políglota. Así es Falete. Ya sabíamos que tenía un arte con arrollador carisma, pero gracias a Tu cara me suena también hemos descubierto que es un gran maestro en idiomas.

Y eso que, en un principio, sólo quería cantar en su lengua materna, el español… aunque, al final, ha sucumbido. Primero con el inglés, a lo discotequera Gloria Gaynor, y esta misma noche con una espectacular clase de francés a través de una versión libre de la magnética Edith Piaf.

Tal vez la pronunciation muy fiable no es. De hecho, inventa alguna que otra palabra. Pero no pasa nada, es Falete. Es más, intentar emular esta actuación es un ejercicio increíble para quitar el miedo a hablar en público otros idiomas.

Con ustedes, el karaoke de Falete reviviendo (y reinventando) a Edith Piaz. No se equivocó tanto, como dijo él mismo “6 o 7 veces”:

Una clase de idiomas que demuestra que encima de un escenario más importante que la pronunciación perfecta es el carisma que va por libre. Y de eso el talento de Faleta va sobrado.

Su sabiduría folclórica también metamorfosea temas icónicos en inglés. Y con coreografía incluida. De hecho, Falena aquí no sólo imita: directamente crea un nuevo tema para los anales de las discotecas underground:

Falete ya es digno sucesor de los grandes divos de nuestra industria musical. Aquellos que enseñaron la importancia de hablar inglés. O lo que se tercie. Especialmente El Príncipe Gitano, que mejoró indiscutiblemente In the Guetto de Elvis Presley. O, como llama él al tema, “Gueibrus in de gueto an de jangaiben, sosi estare el churuan estruit“,

Raphael. Es otro al que hay que hacerle una “revereision, de esas que el canta. Con su Aquarius. En primer lugar, porque lo cantó sumergido en una bandera multicolor gigante.

En segundo lugar, porque él mismo asimila el embrollo y entroduce en la letra del tema “¿anderstanding?“. Así son nuestros divos, incontrolablemente inconmensurables.

‘Tu cara me suena’, su secreto del éxito

@borjateran

Y ADEMÁS…

Las 3 mentiras televisivas que ha derribado ‘Tu cara me suena’ en viernes

8 peculiaridades de los decorados televisivos cuando aún no hay pantallas de Led

4 anomalías de la TV en España que hemos terminado interiorizando como normales

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

Las 7 canciones infalibles para subir el share de un programa

Los tres errores de las cadenas en las redes sociales

4 anomalías de la TV en España (que hemos acabado interiorizando como normales)

En la estrategia de camelar a los todopoderosos audímetros, los programadores televisivos han roto con reglas básicas de la narrativa audiovisual. Así es la táctica de la guerra por la cuota de pantalla, una histérica batalla que propicia decisiones que chocan y rompen con el discurrir regular de los programas, concursos o series. Obstáculos para la marcha de la emisión que, sin embargo, la audiencia ha interiorizado como normales a fuerza de sufrir desdenes a diario. Gajes del tele-españolito.

– Cortes bruscos para publi

Los capítulos de las series norteamericanas llevan marcadas las pausas publicitarias en el guion, dibujando un cliffhanger e incluso enfatizado con música. Así la ficción puede graduar los altos y bajos emocionales de cada trama, Así el espectador se queda enganchado durante los anuncios, a la espera de ver qué sucede al regreso del interludio. En cambio, en España el corte a publicidad puede caer en cualquier momento del capítulo. Da igual que rompa el clímax de una escena intensa o deje con la palabra en la boca al presentador de turno de un talent show. Eso es lo que menos importa. Las cadenas parecen estar más pendientes de lo que hace la competencia que de cuidar la coherencia narrativa de su producto. De esta forma, nos hemos acostumbrado a cortes de cuajo. La publicidad atiza en el instante en el que menos te los esperas. También en programas enlatados que intentan imitar a un show en directo. Pero eso, que transmita la sensación de directo, es ya una emisión imposible, porque los intermedios interruptus evidencian la mentira piadosa. Y, claro, la ingenuidad del público se perdió por el camino, lo que supone un estorbo para los creadores televisivos.

– ‘Copys’ en medio del programa

Era sinónimo de fin. El”Copyright” es la firma que aparece en pantalla y define la compañía propietaria de cada formato. Emerge, sobreimpresionado en imagen, justo en el instante en el que termina el programa. O eso sucedía. Porque, en los últimos tiempos, el ‘Copyright’ puede aparecer en emisión en el lugar en el que menos te lo esperas. A los cinco minutos de arrancar un magazine, en pleno debate o hasta en los mismísimos titulares de sumario del Telediario de La 1. Porque el ‘Copy’ sigue señalando el final, pero ya no significa el final. Son las tretas de la cadenas de televisión para maquillar sus datos de audiencia, fragmentando sus espacios en miniprogramas fantasmas. Una artimaña para esconder esos minutos de peor audiencia fuera de la media de share del programa como tal. Todo sea para conseguir el mejor titular de cuota de pantalla al día siguiente.

– Muerte al spoiler

La ofuscación de las cadenas en el estiramiento de sus formatos estrellas ha supuesto la proliferación de previos o cebos que desvelan lo que va a ocurrir en la serie o programa. Ya nadie teme a los spoilers, al contrario, los propios responsables de las cadenas son las culpables de que el espectador intuya cada giro dramático de una teleserie o talent show. En este sentido, esta misma semana, Telecinco ha desvelado casi toda la historia que narra 8 apellidos vascos en un resumen telonero del propio filme. Mediaset hizo tiempo para que la película acabara más tarde y, de paso, atrapar a los televidentes con lo mejor. Y no pasó nada, en audiencia arrasó igual. Esta historia se repite, a diario, en todo tipo de géneros. Los spoilers están sobrevalorados.

– El apagón del late night

La gran singularidad de nuestra televisión es la duración de los programas de prime time: están estirados por encima de sus posibilidades. Con la llegada de la crisis, surgió la excusa. Para ajustar presupuesto, las cadenas alargaron sus productos estrella hasta las tantas de la noche con la pretensión de ganar una pausa publicitaria más (a precio de horario de máxima audiencia). Las televisiones, así, han matado dos pájaros de un tiro: se libran de producir un espacio trasnochado de late night (horas donde hay menos publicidad) y, al mismo tiempo, el programa es más competitivo en cuota de pantalla. El motivo de esta subida de audiencia está en que a partir de las 12 de la noche hay menos rivales fuertes y, como consecuencia, es más sencillo que la media de share se eleve. Pero la desinversión en late night no debe perdurar, esa franja también es necesaria para organizar mejor la parrilla y retroalimentar la programación con carismáticos contenidos propios. Mejor si son en directo. Mejor si no se pierden en rodeos y van al grano sin dar tregua. Mejor si las pausas publicitarias no dejan a nadie con la palabra en la boca.

@borjateran

Y ADEMÁS…

La contraindicación de la larga duración de las series

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

Las 7 canciones infalibles para subir el share de un programa

8 peculiaridades de los decorados televisivos cuando aún no hay pantallas de Led

Las tres mentiras televisivas que ha derribado ‘Tu cara me suena’ en viernes

Los tres errores de las cadenas en las redes sociales

5 razones por las que no podríamos hacer ‘Juego de Tronos’ en España

‘Vis a Vis’: los agujeros de guion de una serie consolidada 

Pedro Sánchez rechaza ir a ‘El Objetivo’ de Ana Pastor: la contraindicación de esta decisión

El líder de la oposición se había comprometido a responder las preguntas de Ana Pastor. Pero, finalmente, ha reculado y no acudirá a El Objetivo. Es la segunda vez que promete ir al programa y, al final, se descuelga de la cita. En febrero también cerró una entrevista con el espacio de La Sexta. Pero nunca se produjo.

La propia Ana Pastor lo ha anunciado en su Twitter esta misma mañana: “Ya es oficial. Pedro Sánchez no estará en las entrevistas electorales de El Objetivo porque no ha querido, a pesar de estar invitado. #OtroPlasma”, tuiteaba la periodista.

Un año ha estado intentando el equipo de El Objetivo contar con el líder de la oposición en su estudio, donde se están dando cita los representantes de todas las fuerzas políticas más importantes. Rajoy y Sánchez son los únicos principales líderes a las próximas elecciones generales que causarán baja. Aunque hay una diferencia entre ambos. Pedro Sánchez se había comprometido. Rajoy no.

El líder socialista, que ha acudido a todo tipo de programas e incluso interrumpió con una llamada a Jorge Javier Vázquez en Sálvame o se colgó de lo alto de un aerogenerador eléctrico con Jesús Calleja, elude visitar el espacio de entrevistas políticas más reconocido de nuestra televisión. Ese ha podido ser el problema de tal decisión en la estrategia electoral: evitar una entrevista dura, en la que se teme que salga mal parado. Error de táctica, pues declinando la invitación da una imagen negativa de cara a sus votantes potenciales.

En tiempos en los que se alardea de regeneración política y total transparencia, los líderes políticos deben dar ese ejemplo de responder a todos sin excepción. O se quedarán fuera de juego. Porque sólo proyectarán credibilidad en su proyecto si no tienen miedo a responder preguntas. Sin elección de periodistas. Como sucede en países como Estados Unidos o Reino Unido, donde parece difícil que un político con interés en gobernar rechace un encuentro de estas características. Con decisiones así, en este caso, incluso se desanima a los propios votantes del PSOE. En España, por tanto, nos queda aún recorrido para entender el valor, el compromiso y la obligación moral de rendir cuentas a la sociedad a través del periodismo que pregunta y repregunta.

@borjateran

Y ADEMÁS…

La gran mentira de TVE

La regeneración empezó en el periodismo de prime time 

Lecciones que un futuro periodista puede aprender de la entrevista de Ana Pastor a Pablo Iglesias

Atreseries, el nuevo canal de la TDT: el secreto está en la marca

Atresmedia tiene nueva licencia de canal en alta definición de TDT. Y los responsables de la cadena ya han decidido su nombre. Se llamará Atreseries y contará con producciones de la cartera de la compañía de Antena 3 y La Sexta (Vis a Vis, Sin Identidad, Allí Abajo…), aunque también albergará ficciones internacionales y cine.

A primera vista, da la sensación de que, con esta nueva emisora, Atresmedia busca competir frontalmente con la exitosa Factoría de Ficción de Telecinco. Aunque esta propuesta no se va a quedar ahí, pues el nombre elegido es un órdago en toda regla.

Porque el secreto de cualquier canal está en su marca. Y en Atresmedia son maestros en definir la imagen de sus cadenas. Todas sus emisoras cuentan con un identidad cuidada y reconocible.

Pero, además, van dibujando sellos de “prestigio” a través de áreas de producción del grupo. Así, la compañía ha concentrado su producción de su ficción, muy reconocida por la audiencia en los últimos años, bajo la rotunda denominación de origen “Series Atresmedia”.

Ahora esa denominación de origen, que el público ha interiorizado como un cierto valor añadido, se escenifica en el nombre de un canal: Atreseries. Un acierto, pues el título reúne dos palabras claves (Atres, de Atresmedia, y series) que generan arrastre en los públicos interesados en ficción.

De arranque, Atresmedia atina con este movimiento estratégico. Si bien, tendrán que definir una parrilla ordenada, que no sólo parezca una reposición constante de la siempre exitosa Aquí no hay quien viva, tal como sucede en Mediaset con Factoría de Ficción (FDF), paraíso de los fans de La que se avecina.

Con este escenario, los dos grandes grupos de televisión privada ya tienen casi definida su estrategia de confrontación. Tras las generalistas veteranas, Telecinco y Antena 3, y las jóvenes urbanas, Cuatro y La Sexta, se enfrentan: Divinity y Nova, en público más femenino; Energy y Mega, target más masculino,  Factoría de Ficción -más peso telecomedias- y Atreseries, en amantes de la ficción, Boing y Neox. Eso sí, Boing de Mediaset es más infantil y Neox de Atresmedia más juvenil-gamberra. No obstante, Neox es una marca versátil que puede ir graduando su parrilla en targets más pequeños o más adolescentes, dependiendo del horario.

Así están hasta ahora las piezas del puzle. Y es que las dos grandes compañías de nuestra televisión siguen funcionando como cuando sólo eran dos, con Antena 3 y Telecinco jurando en solitario. La estrategia es parecida: dos grandes canales enfrentados directamente entre sí con una única diferencia: es que ahora el canal se construye a través de una emisora principal y otras de menor dimensión, que se complementan entre sí.

Falta por averiguar lo que ofertará Mediaset en la nueva licencia que también han conseguido. Los de Telecinco juegan con una emisora más de ventaja. De nuevo, a resintonizar la TDTMás canales que se estrenarán entre finales de este año y el primer trimestre de 2016. Más canales, pero con un porvenir que se presenta conservador, con contenidos homogeneizados y donde seguirán destacando los segundos pases de productos de éxito de las principales cadenas.

> Los errores que deben evitar los nuevos canales de TDT

@borjateran

Y ADEMÁS…

Así ha cambiado para siempre la ficción española

Las 5 dificultades que sufre el guionista de las series españolas

Cuando la ficción española corrió riesgos y la audiencia no respondió

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

¿Por qué las series y los programas empiezan y terminan tan tarde?

‘Vis a Vis’: los agujeros de guion de una serie consolidada 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies